5 movimientos para aliviar la tensión muscular de cuello

La tensión muscular en zonas como el cuello u hombros se puede generar por múltiples causas como estrés, mala postura o lesiones. Aprende a aliviar estas molestias con elongación y rotación diaria.

Sentir rigidez o dolor muscular de cuello provoca dificultad para movernos y realizar actividades cotidianas como manejar un auto o trabajar. Una reacción común ante este tipo de dolencia es tomar de inmediato antiinflamatorios, hábito que no es recomendable ya que impide descubrir y tratar la causa del dolor, además de los efectos secundarios que puede tener cualquier medicamento, indica Michael Wulf, kinesiólogo de Clínica Bupa Reñaca.

El dolor muscular de cuello puede durar unos días, por eso para aliviar el dolor se recomienda realizar elongar la zona afectada, inclinando hacia ambos costados la cabeza y cuello, rotándola de derecha a izquierda, además de realizar movimientos de flexión y extensión con mantención de la posición de 15 segundos cada una.

Otra alternativa recomendable para aliviar el dolor muscular de cuello es la aplicación de calor en la zona afectada, siempre con precaución evitando quemaduras. El kinesiólogo indica que ubicar compresas de semillas que generan calor húmedo sobre la dolencia 15 a 20 minutos diarios

Si luego de realizar movimientos de elongación el dolor persiste, es necesario acudir a una consulta médica, ya que las consecuencias de una lesión en esta zona pueden derivar en contracturas musculares severas con "dolores en escala 1 al 10 sobre 5, que generan descompensaciones y posturas antiálgicas (posición que adopta una persona para evitar el dolor) que pueden desencadenar otras lesiones secundarias", advierte el kinesiólogo.

Si sientes molestias en las zonas anteriormente descritas, el kinesiólogo recomienda realizar los siguientes movimientos a diario hasta que desaparezca la dolencia:

  • Elongación: Inclinar la cabeza lentamente de derecha a izquierda durante 15 segundos.
  • Rotación: Durante 15 segundos, rotar la cabeza de derecha a izquierda tratando de tocar el pecho con la pera. Repetir otros 15 segundos comenzando de izquierda a derecha.
  • Rotación de hombros: Con los brazos extendidos hacia abajo y pegados al cuerpo, subir y bajar los hombros de manera circular durante 15 segundos.
  • Elongar brazos: Al finalizar la rutina, tomar por detrás de la cabeza el codo derecho con la mano izquierda y presionar hacia abajo. Luego, realizar el mismo movimiento tomando el codo izquierdo con la mano derecha, por 15 segundos cada brazo. Al terminar, extender el brazo derecho sobre el pecho en dirección al hombro izquierdo y traccionar con el brazo izquierdo en forma de palanca, pasando por debajo del brazo extendido. Repetir acción con el brazo izquierdo y mantener ambas posiciones por 10 segundos cada una.
  • Elongar al despertar: Una manera de prevenir o aliviar un incipiente dolor de cuello, consiste en cada día al despertar realizar "movimientos libres de cabeza y cuello en todos planos de movimiento: Círculos, inclinaciones, rotaciones, flexiones y extensiones", recomienda el kinesiólogo.
Disminuir tamaño de letra Aumentar tamaño de letra Imprimir este Artículo